Home  >  Noticias  >  El Hugo Boss se reti [...] ía a motor

Recibir nuestro newsletter

Registrarse ahora

 

Su email no será entregado a terceros

Facebook Twitter RSS

Patrocinador oficial

  • Mutuelle Des Sportifs
  • Azimut Communication

Proveedores oficiales

  • Sea & Co
  • FFVISAF
  • TOLRIP
  • SailingNews.tv

Colaboradores

Noticias

El Hugo Boss se retira y se dirige a Salvador de Bahía a motor

© Barcelona World Race
© Barcelona World Race

El Hugo Boss del británico Alex Thomson y el alicantino Pepe Ribes, líder de la Barcelona World Race hasta que perdió el mástil anoche mientras navegaba en el Atlántico Sur, se dirige ahora a motor a Salvador de Bahía (Brasil). A las 16:00 horas UTC (las 17:00 horas en Barcelona) el barco plateado distaba 280 millas náuticas (450 kilómetros) del puerto brasileño y navegaba a unos seis nudos, por lo que llegarán en unos dos días. Mientras, el Cheminées Poujolat se ha convertido en el nuevo cabecilla de la vuelta al mundo a dos y sin escalas, con el Neutrogena navegando casi en paralelo, más al oeste y a poco más de 25 millas. Entre la flota, pena y prudencia. “Ya somos prudentes, pero esto confirma que no hay que hacer los locos”, ha dicho el suizo Bernard Stamm desde el Cheminées Poujoulat, el nuevo líder de la regata. 

La desarboladura del Hugo Boss en el Atlántico Sur marca un hito importante en esta tercera edición de la Barcelona World Race, la vuelta al mundo a dos y sin escalas. Alex Thomson y Pepe Ribes habían mantenido hasta el momento su condición de favoritos liderando la flota desde los primeros días de la competición. Rompieron el récord de Barcelona a Gibraltar y el del cruce del ecuador, y se dirigían hacia el Gran Sur con unas 60 millas de ventaja sobre sus perseguidores. Todo terminó ayer por la noche, a las 21:02 GMT (las 22:02 en Barcelona), con la caída del mástil por la rotura del tambor del enrollador del foque, cuando el barco navegaba de través en condiciones moderadas de viento y ola, unas 370 millas al sudeste de Salvador de Bahía.

El accidente ocurrió cuando los dos tripulantes estaban en cubierta terminando un cambio de velas. “Normalmente hay dos velas izadas todo el tiempo –ha resumido Alex Thomson-, pero durante diez minutos había sólo una, y esa vela estaba sujeta al tambor del enrollador [...]. El tambor voló por los aires y la vela con él [...], y supe que el mástil iba a caer”.

El patrón británico ha añadido que “Pepe hizo un gran trabajo al coger la radial y cortarlo todo antes de que el mástil hiciera un agujero en el barco con el oleaje que teníamos”.

Thomson ha resumido los sentimientos del equipo: “Esto es extremadamente decepcionante. Liderábamos la regata con 60 millas de ventaja, rompimos el récord hasta Gibraltar, rompimos el récord hasta el ecuador... Realmente creíamos que teníamos la regata bajo control. Sí, cometimos un par de errores menores, pero realmente estábamos haciendo una brillante actuación. Estoy tan decepcionado por nuestro equipo, por Pepe... por todos nosotros. Es descorazonador, pero c'est la vie”.

El equipo de tierra se ha puesto en marcha desde que tuvo lugar el accidente. Dos de sus miembros están volando a Brasil y al llegar saldrán a su encuentro en una embarcación de apoyo para llevarlos a puerto, según ha informado Stewart Hosford, director del equipo Alex Thomson Racing, quien también ha especificado que el casco está en buen estado, “sólo tiene un candelero doblado y un rasguño en el techo de la cabina”.

El problema con el que estábamos lidiando esta semana era un pequeño ingreso de sal en la potabilizadora. Este es, literalmente, el único problema que hemos tenido. No habíamos tenido ningún problema hasta la fecha. Los chicos han estado navegando bien, personalmente se estaban llevando muy bien, estaban tomando buenas decisiones. Cuando estás en una posición en la que navegas bien y vas en cabeza, y pasa algo así, duele por partida doble”, ha añadido Hosford.

Con Thomson y Ribes sanos y salvos, navegando a motor hacia Salvador de Bahía, el resto de la flota continúa en regata. Cheminées Poujolat se ha convertido en el nuevo líder, con el Neutrogena navegando casi en paralelo, más al oeste y, a poco más de 25 millas del barco francosuizo. Bernard Stamm y Jean Le Cam, según el parte de las 14:00 UTC (15:00 en Barcelona), navegan a una media de 14 nudos mientras Guillermo Altadill y José Muñoz, con un rumbo ligeramente más al SE, alcanzan una media de 16,2 nudos. A 163 millas al NE de la posición del Neutrogena, el GAES Centros Auditivos mantiene las posibilidades de dar caza a los dos primeros clasificados aunque de momento acorta distancias de poco en poco.

Solidaridad en alta mar

Cuando un amigo se va, algo se muere en el alma”, parafraseaba Guillermo Altadill a Los del Rio esta mañana en un email para ilustrar cómo se siente tras el incidente de Hugo Boss. “Alex y Pepe son adversarios –ha añadido el navegante barcelonés-, hemos luchado con ellos y competido en el agua, pero queríamos que fuera hasta el final hasta la línea de llegada. Porque cuando un adversario se va, significa que queda uno menos que puede ayudarte cuando las cosas se ponen feas. La historia de las regatas oceánicas se escribe con rescates épicos y solidarios de un competidor al otro; y si no que se lo pregunten al propio Alex o a Jean Le Cam: fueron sus propios contrincantes y a la vez amigos los que les sacaron de las garras del adversario con el que tenemos que competir del primero al último, el Océano y sus fuerzas”.

Desde el Cheminées Poujoulat, el suizo Bernard Stamm también ha mostrado su sorpresa y desolación ante la noticia: “Me acabo de enterar. Jean no lo sabe todavía porque en estos momentos duerme. Estoy desolado por ellos. Por la regata también, es una pena, perdemos al favorito. Nosotros perdemos un contrincante sólido, es siempre una pena. Por nuestra parte, intentamos navegar ya de forma prudente, ya sin este tipo de noticias, pero esto confirma que no hay que hacer los locos”.

A bordo del One Planet, One Ocean & Pharmaton, que persigue al We Are Water en el Atlántico Sur, Aleix Gelabert ha expresado su pena por el abandono del Hugo Boss: “Es una cosa que puede pasar a cualquiera pero que cuando pasa a alguien, a quien sea, pues sabe muy mal, y es una pena para la regata. Alex y Pepe estaban en cabeza y estaban haciéndolo muy bien […]. Aunque no haya una noticia como ésta, nosotros ya intentamos no forzar excesivamente la máquina e intentar ir rápido pero sin forzar”.

El Renault Captur, por su parte, sigue navegando en solitario, con el GAES Centros Auditivos a más de 360 al sur de su posición. A unas 290 millas de su popa, le sigue el We Are Water, que cada día está dejando más atrás al One Planet, One Ocean & Pharmaton. Aún en el hemisferio norte, el Spirit of Hungary navega a 11 nudos de media con 176 millas por delante para cruzar la línea imaginaria del ecuador.


IMOCA Ocean Masters
Barcelona World Race

Mostrar toda la rúbrica


Aviso legal | Mapa del website      ©2012-2017 Azimut Communication - Diseño del web & Kioskos interactivos  - design based on v1 by OC Sport